Cuando muere el día y aun estás aquí. Piensa.

Cuando muere eldía y estás aquí. Piensa.

Mensaje del Director:

Cuando muere el día y aun estás aquí. Piensa. Cuando las sombras de la noche cubren pueblos y ciudades multitud de sensaciones inundan el ánimo de cada persona. Que diferente suele verse la claridad de cada amanecer con la luz artificial que disipa la negrura del anochecer. Tanto que el Salmista en su palabra expresaba «Por la noche durará el lloro, pero a la mañana vendrá la alegría» No refleja esta frase la misma situación para cada persona viviente cuya realidad puede ser muy diferente una de otra. «encaminonuevo» siempre intento ir un poco más allá de momentos pasajeros como en este pasaje de la Biblia. En el mismo el salmista se encuentra deprimido, pero en otros momentos su corazón estalla en alegría y alabanzas. Ambas circunstancias se harán presente en nuestras vidas, buena cosa es comprenderlo y aceptarlo. Eso nos permite estar preparados para vivir tanto en la cresta de la ola, como atravesar el valle de la desolación. Nuestra tarea es entender que cada situación que la palabra presenta está allí con un solo propósito. No para leerla como historia; sino como enseñanza de vida.

Cuando muere el día. La palabra y su contexto.

La frase del salmista, revela un momento de su vida. No la saquemos de ese Salmo y construyamos un modelo de vida para todas las circunstancias. Este es un error y puede ser muy grave de varios predicadores en muchas congregaciones. Separar un versículo y utilizarlo como moraleja para establecer una conducta determinada. En primer lugar quien desea predicar la palabra, asegúrese primero de tener ese llamamiento antes de hacerlo. Hablar todos lo hacemos, pero predicar y enseñar la palabra no es para todos, sino para quien Dios llama. De lo contrario es muy probable que en lugar de ser una bendición termine por ser piedra de tropiezo. La dura realidad muestra como algún predicador cierra sus ojos y mueve el dedo por una página de las escrituras. Luego los abre y anuncia uno o varios versículos. Después acaba predicando poco y nada nada de lo que amunció. Se cuenta una historia de un Predicador que haciendo lo mismo pronunció: «Y fue y se ahorcó»  Sorprendido volvió a deslizar su dedo en otra página y leyó «Ve tu y haz lo mismo» ¡Cuidado hermano! Cada oveja es preciosa, Jesús dió su vida por ella.

Cuando muere el día. ¿Dónde encontrar ayuda?

Ciertamente en multiples ocasiones las personas necesitan ayuda sobre un asunto en particular. ¿Dónde o en quien  buscan respuestas o soluciones para determinada situación? En primer lugar quiero dejar claro que la almohada nunca es el mejor lugar a pesar que allí se depositan. Tampoco lo es cualquier persona aunque posea un título academico postgrado o determinada especialidad como también un Ministro Congregacional. Me refiero a Profesionales Universitarios  o Pastores Consejeros y Obreros calificados de cualquier Congregación. No porque no puedan o deban hacerlo, sino porque la primera y absoluta prioridad en todo asunto debe ser Dios. Él es el único con la autoridad, sabiduría y poder para resolver cualquier asunto. El incrédulo no lo consulta ni lo conoce. Tampoco sabe en realidad a quien acudir, elige al azar por cuanto ignora la idoneidad de otro ser humano. Todos somos falibles y nos equivocamos. El creyente que debería tener definido quién el es el primero en su vida siempre lo deja para el final. Lo desprecia al buscar primero el consejo o sugerencia de cualquier semejante antes que al Señor.

Cuando muere el día. ¿Dónde está el amor?

Papá o Mamá ¿Cómo te sientes cuando tu hijo o hija antes que buscar tu consejo, busca primero el de cualquier persona? Ahora imagínate cómo ha de sentirse Dios, cuando uno de sus hijos lo ignora y prefiere buscar ayuda en otros. Se dice que lo aman, que creen y confían en Él, pero a la primera oportunidad con sus hechos lo niegan. Al final de la Biblia Jesucristo dice a los de Efeso y a todos los que manifestamos creer: «Pero tengo contra ti que has dejado tu primer amor» Es ahora el mejor momento para definirlo ¿Cuál es en nuestra vida el primer y más grande amor? Es imprescindible resolverlo ahora porque por algo lo estoy escribiendo en este momento. ¿Es el objeto de tu amor Jesucristo o tu hermosa casa tu autito 0km la cuenta bancaria o la congregación elegida? No  olvides, Él nos está observando, conoce al dedillo nuestros pensamientos y si hablas está escuchando. No hagas pienses y digas algo de lo cual tengas arrepentirte luego. Nos demos cuenta o no siempre estamos delante de su presencia. No entristecas su ardiente corazón por no buscarlo a cada instante de tu día, se lo merece como nadie.

 

Copyright © 2024 encaminonuevo.org – Todos los Derechos Reservados

error: Content is protected !!