Descubre tu camino Archives

Tiempo de navidad

Mensaje del Director:

Tiempo de Navidad. ¿Por qué hace la gente las cosas que hace? Porque en realidad siempre es influida por los deseos propios e ideas externas. Existe una estrecha relación entre ambas, que explica en parte las decisiones que se toman. Los medios de comunicación en sus variadas formas nos bombardean todo el tiempo. Es muy difícil no ser influenciados por sus ofertas. Siempre se estará inclinado a aceptar aquello que nos ofrecen, que esté de acuerdo con nuestros deseos. Si atrae el fútbol, se consume todo lo que tiene que ver con ello. Si es el morbo entonces se siente atracción por todo lo prohibido. Si es la gula, habrá el deseo desmedido por la comida y la bebida.

¿Qué es la publicidad?

Podríamos hablar horas y horas sobre ella. No es la finalidad del artículo. Por lo tanto, vamos a definirla “como todo aquello que crea una necesidad” Un conjunto de estrategias no solamente para hacer conocer determinado producto o servicio. Sino fundamentalmente, para promover la venta de los mismos. Solo de esa forma se puede entender, que los medios han tomado y creado un producto que ellos llaman Navidad. Toda una batería de productos y servicios para la fiesta de Navidad. La TV, Internet y demás, prometen horas y horas de vídeos con música para alegrar la Nochebuena y la Navidad. Pero nada de esto tiene que ver con la Navidad.

El significado de la Navidad

El cristiano debe tener mucho cuidado de no dejarse atrapar por todo esto. No afirmo que toda publicidad es engañosa, pero mucha de la publicidad que se observa lo es. Y esto ocurre con respecto a la Navidad. Atiborrarse de comida y bebidas, danzar horas al influjo de la música del mundo, la gente lo puede hacer cuando quiera. Para eso no necesita tener un motivo especial. Pero la Navidad es un motivo especial para cada cristiano que vive en el mundo. Es algo que se vive interiormente no algo que se hace. Eso marca una gran diferencia. Para la gran mayoría no suena simpático ¿pero buscamos la simpatía de los incrédulos o la comunión con Dios?

La Piedra que cae en el lago

Cuando una piedra cae en el agua va formando círculos concéntricos, que cada vez se agigantan alejándose más del centro. Este es el peligro que no ven muchos cristianos, que se dejan seducir por los vaivenes de lo moderno. En ocasiones con un sano y ferviente deseo de ganar a alguien para Cristo, terminan involucrados con incrédulos. Y otros se mimetizan con las prácticas modas y tendencias que terminan enfriándose en la fe y alejándose del Salvador. Cuando hacía radio en un Ministerio anterior, invitaba a la gente a concurrir a la Iglesia. Hoy lo considero un error. ¿Acaso cambió Dios, y ya no añade a los que han de ser salvos? Opino que esa es la manera en que el mundo entró en la Iglesia. Cuando intentamos hacer el trabajo de Dios y no predicar simplemente el evangelio, como se nos ordena.

Hoy es el tiempo de Navidad

Y lo será mañana, el otro y el otro día y todos los demás. Recordarlo es saber que un día Jesús abandonó su lugar y nació en el vientre de una virgen judía. Vivió entre y como uno de nosotros y con su muerte en la cruz pagó para siempre nuestros pecados. Pero con su resurrección nos ha dado la salvación, que significa vivir con Él para siempre. ¿Desecharemos la grandeza de esta revelación, por las viandas, la bebida, la música estridente y el ruido de la pirotecnia? Hoy puedes experimentar la verdadera Navidad y vivir con esa majestuosa esperanza a partir de ahora. Si ya eres cristiano, permanece firme en la fe, si aún no conoces a Jesús esta es tu oportunidad de conocerlo.

Mi vida y el parque de diversiones

Mensaje del Director:

Hay tres preguntas fundamentales que el ser humano jamas se hace a sí mismo. Una de ellas es ¿cúal es la finalidad de la vida? Si reflexionara acerca de ella, transitaría por la senda correcta para encontrar las mejores respuestas. Es evidente que no hay una sino varias razones  para la vida, que no es simplemente, nacer y luego morir. Ello llevaría al hombre y la mujer a buscarlas hasta comprender que hacer con su vida. Todo en la existencia se hace con un sentido. ¿cuál es el de la mayoría? Creo no equivocarme al pensar que todos desean ardientemente alcanzar la felicidad. Nadie se esfuerza y desea ser infeliz en su vida, a pesar de que muchos lo logran. Esto nos lleva a intentar definir que es en esencia la felicidad. Porque no tiene sentido esforzarse en ser feliz, si no se sabe que significa.

Un camino que no lleva a ningún lugar

Es aquí donde se comienza a transitar por un camino resbaladizo de muchas diagonales. Uno lleva a la posesión de bienes materiales. Otro a la acumulación de riqueza, sintetizado en el dinero. Un tercero la posición de poder. Uno encierra el pensamiento “Tenerlo todo” el otro “Ser millonario” el siguiente “El que manda” Un alto porcentaje de la humanidad se encuadra en alguna de estas tres posiciones. Desde luego que se engaña a sí mismo. No es posible tenerlo todo, siempre hace falta algo más. Ser millonario, es como subir por una escalera de interminables escalones. ¿en cuál detenerse? El poder no es más que una ilusión, depende siempre del apoyo que se tenga y es fácil perderlo.

Simplemente una sensación, nunca una meta.

La felicidad conlleva una sensación de totalidad pero no se puede tener o retener todo. Por lo tanto persiste siempre un vacío imposible de llenar. Es aquí donde surge el deseo de ocupar la vida con algo que lo haga a uno ser feliz. Y es el lugar donde es más sencillo que la gente se equivoque en la elección. Por ende elige la diversión y esta incluye un sinfin de posibilidades donde elegir. La noche y sus promesas de placer, el sexo y los estimulantes de todo tipo. Algo en qué ocupar el tiempo y le otorgue un cierto sentido a la vida. Pero sabemos que lo que no sacía deja siempre la necesidad de seguir buscando. Eso lleva ineludiblemente a una carrera en búsqueda de cosas cada vez más excitantes. En este punto ya no se logra ver la señal de peligro.

Una vida, con un propósito.

Sería importante plantearse la necesidad de tener un propósito definido para vivir con plenitud y sentido. No se puede vivir al azar y esperar que las cosas resulten bien. Al esfuerzo hay que darle una dirección y al propósito la saludable condición de la constancia. Hay personas que viven esperando que algo ocurra y eso les cambie la vida. Eso nunca ocurrirá. Es absurdo esperar por algo para lo cual no se ha hecho un esfuerzo consciente. Nada sucede por casualidad, no hay un efecto sin una causa. Por lo tanto una de las finalidades de la vida es, hacerlo con un propósito. Y cada ser humano debe buscar y descubrir cuál es el suyo,  luego arremangarse y luchar. No  estamos en el mundo sin las herramientas necesarias. Tenemos 2 manos 2 pies y una mente pensante, más que suficiente si las usamos.

Nuestra Identidad y lo que permanece.

Por último la felicidad de nuestra vida no se mide por la calidad y la cantidad de los bienes que poseemos. Tampoco por el lugar alcanzado en la sociedad que se vive o el statu quo de que se goce. Ni lo uno ni lo otro duran para siempre. Pero si existe algo que es permamente hoy y lo será siempre. Y es la comunión que todo ser humano puede alcanzar cuando conoce acepta y obedece a Jesucristo.  Él es la plenitud de vida, vino para darnos eso y que además fuese abundante. Está en y con nosotros. Sin su presencia la existencia es el vacío más insondable que uno pueda imaginar. y sentir. Todo será diferente al tener un encuentro y relación personal con Jesus. Esa es la felicidad que tú puedes encontrar hoy. Solo tienes que pedírsela y el te la dará. Solo Jesus hace al hombre feliz. ¡Búscalo ahora!

 Page 2 of 17 « 1  2  3  4  5 » ...  Last »