Optimismo. ¿Una condición innata o una forma de pensar?

Optimismo.

Mensaje del Director:

Optimismo. ¿Una condición innata o una forma de pensar?. Mencioné en mi otro sitio web, que restan párrafos para completar la página del 2021 del libro de nuesta vida. Pasaron casi sin darnos cuenta más de 360 días de nuestra existencia. Conforme los años fueron transcurriendo dejé atrás la nostalgia. Cuando conocí a Jesucristo y lo acepté en mi vida aprendí a mirar hacia adelante. Hasta donde la imaginación me permite vislumbrar, lo que viene es indescriptiblemente más hermoso que lo que dejo atrás. Nunca me pregunté o cuestioné si nací optimista o lo aprendí luego. Lo que recuerdo de mi infancia y adolescencia es que cada día lo vivía con alegría. No era porque en mi casa hubiera abundancia de cosas. Mi padre era empleado y mi madre en ocasiones lo ayudaba con alguna limpieza en casa de gente con buen pasar. Honestamente no recuerdo grandes tristezas pese a que seguramente las hubo.

Optimismo. Una cuestión de elección.

No es mi intención profundizar en cuestiones netamente filosóficas, Psicológicas o aun Espirituales. Deseo que todos quienes lean este post puedan entender de lo que estoy tratando de explicar. Además de que les sea de alguna utilidad. El optimismo o pesimismo es también una forma de pensamiento aunque no debe confundirse con  positivismo o voluntarismo. Consciente o inconscientemente uno decide el valor y consistencia en lo que piensa. Si alguien piensa que un día nublado o lluvioso es un mal día consecuentemente todo funcionará en ese sentido. Si un día soleado es un día esplendido todo cuanto acontezca estará teñido de ese color, suceda lo que suceda. No es un pensamiento simplista, es lo que la mayoría acepta como válido. Eso irá conformando un hábito de conducta de optimismo o pesimismo. Y en este punto eso ya resulta más dificil de modificar, aunque es posible. Conforme lo que uno piensa es como actúa.

Optimismo. Las palabras tienen poder.

Dios habló y las cosas fueron hechas. Las palabras tienen poder. Creativo o negativo conforme el sentido con el cual son expresadas. Nuestro lenguaje muestra la clase de personas que somos. Harás muy bien para tu vida que a partir de hoy prestes atención a las frases que usas regularmente. Eso te indicará la forma y dirección en que vives y cómo ves las cosas a tu alrededor. Si independientemente cómo se presente y el día y las circunstancias, piensas y dices saldré adelante, así será. Tu cerebro recibirá la orden y el mismo les enviará un mensaje a las células de tu cuerpo. Prepárense deben estar listas para la acción, el motivo vencer las dificultades. Pero si piensas y dices, no creo que las cosas mejoren hoy, es posible que empeoren. El resultado será que todo tu organismo se apague y termines sin ganas de hacer nada. Esa es la radical diferencia. El optimista ve en cada dificultad una oportunidad, el pesimista un motivo para resignarse.

Comienza un nuevo año.

Las espectativas crecen y sopla un aire de renovación. Por fin se fue este año y el que viene será mejor. ¿Realmente piensas que será mejor? Un hombre más inteligente que yo dijo «Si buscas resultados distintos, no hagas siempre lo mismo» Albert Einstein seguramente aprendió este principio en su propia vida a fuerza de ver siempre los mismos resultados. Si no hacía algo diferente las cosas no iban a cambiar. Cualquiera sea el momento en que te encuentras en tu vida, si quieres vivir días mejores decide hacer cambios. No porque comience un nuevo año. tus cosas cómo por arte de magia necesariamente cambiarán. Deberás definir tus prioridades. lo que es verdaderamente lo más importante e imprescindible y desde ahí ir hacia lo menos necesario. La mayoría de las personas piensan en menudencias. Tengo que ponerme algo nuevo para comenzar el año. Reparar mi casa, comprar cortinas nuevas o cambiar de lugar los muebles. Obvian lo más importante y al final obtienen otro año más para el olvido.

Palabras cristalinas.

Escrito está; primero. «Amarás al señor tu Dios, con todo tu corazón y con toda tu alma y con toda tu mente» Segundo. «Amarás a tu prójimo como a ti mismo» Muchos cristianos a veces  no los recordamos tan a menudo como es necesario. No lo menciono para entristecerte, lo que no se hizo, quedó atrás. Lo primero que debe estar en la lista de cosas del año nuevo es leer estudiar y escuchar la palabra de Dios. Busca y encuentra un plan para leer la Biblia en un año, toda ella es inspirada por Dios. Luz para disipar las tinieblas y enderezar toda senda. Si perseveras en eso, todas las demás cosas en su debido orden y tiempo serán bendecidas. Si bien no sabemos si habrá para alguno de nosotros un 2023, que en 2022 estemos a cuentas con Dios. Ahora, una mención para ti que todavía no has recibido a Jesucristo como tu Señor y Salvador. No existe un regalo mejor para recibir el nuevo año, que conocer a la persona más maravillosa que existe. Él ha estado esperando este momento para compartirlo contigo. ¿Lo harás? Puedes vivir un excelente Año Nuevo.

Dejanos conocer cómo piensas. Puedes hacerlo aquí

error: Content is protected !!